Redefiniendo los límites del rendimiento deportivo

Hoy en día, la tecnología y las ciencias médicas y del entrenamiento permiten un gran conocimiento sobre el cuerpo y sus límites de rendimiento en el deporte. Tenemos información precisa de como funcionamos, que cantidad y tipo de entrenamiento aplicar, cual es la nutrición perfecta, etc. De esta forma, podríamos tener una idea de lo que tenemos que hacer desde las diferentes áreas de trabajo para construir un “deportista perfecto”.

Pero la realidad que nos encontramos, es que no todos los deportistas son perfectos. Observamos que si se aplicamos las mismas bases de entrenamiento, ejercicios, planificación, nutrición, etc., a varios atletas de un mismo deporte por igual, no alcanzaremos siempre resultados óptimos y siempre habrá diferencias entre unos y otros. Así que podemos tener los mejores ingredientes, pero es una combinación específica de éstos los que permitirán los resultados que queremos para cada deportista en particular.

Sabemos que dentro del deporte de alto rendimiento no solamente es necesario un excelente estado físico sino también mental. No obstante, a pesar de las herramientas que poseen los deportistas de élite y los profesionales que les ayudan en su camino, hay veces en que parece no ser suficiente y es común encontrar:

  • Lesiones que se repiten.
  • Disminuciones del rendimiento en momentos concretos de la temporada o la competición.
  • Estados de fatiga o sobre-entrenamiento en determinados momentos.
  • Inseguridad en la consecución de los objetivos.
  • En el caso de los deportistas profesionales, a menudo se ven sometidos a una gran presión para no disminuir su rendimiento porque sienten que “no pueden “fallar”.

Hay veces en las que el deportista necesita respuestas más allá de lo convencional porque lo convencional ya no funciona. Cada vez es más complicado superar determinadas marcas y se dice que en unas dos décadas se dejarán de batir los récords ya establecidos.

¿Cómo podremos entonces buscar nuevas definiciones o recursos con los que traspasar los límites del rendimiento?

Hemos querido redefinir la visión de los factores que afectan al rendimiento deportivo y no solamente tener en cuenta cuáles son sino como se relacionan entre ellos. Desde este punto de vista, podemos ver una representación gráfica simple a través de los que denominamos mapping deportivo. El mapping es una base sobre la que podemos establecer un plan de acción para la mejora del rendimiento teniendo en cuenta los diferentes factores y como se relacionan entre ellos. Dentro del mapping vamos recoger también los datos relativos al historial, estado de salud, entrenamiento, nutrición y estilo de vida.

No debemos olvidar que el deportista no solamente es un deportista, una máquina de resultados, que también es “humano”, con una vida que abarca más niveles: su historia, el ambiente en el que se desarrolló, su familia, relaciones, amistades, etc., y que toda esta información afecta a su rendimiento deportivo.

“Existe un día antes y después de la competición. Podemos aprender de la parte humana y no solamente de la deportiva. La vida personal del deportista afecta a su rendimiento y debemos tenerlo en cuenta para entender y mejorar la calidad de los resultados“

Thomas Hertlein.

Autor colaborador:

Thomas Hertlein – Mentor-Coach y fundador de Matrix Room Sports

MATRIX ROOM SPORTS

Pin It

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.